Sonrisas y lárgimas de la derecha mediática ante la investidura

¿Qué están diciendo los medios sobre el pacto del PSOE con Junts que desbloquea la investidura de Sánchez y sobre el conato paródico de alzamiento nacional callejero de la derecha en Ferraz?

Ciclotimia en las redacciones de la derecha mediática, exultante por las épicas manifestaciones de mujeres y hombres libres, cristianos y españoles que iluminan las grandes alamedas y, al mismo tiempo, muy apenada por la inminente ruptura de España por culpa del malvado sanchismo.

Las portadas de los diarios conservadores han sido una fiesta por las movilizaciones del domingo. La Razón: “España no se vende”. Con gran foto aérea de la puerta del Sol. El Mundo: “España se levanta contra la amnistía de Sánchez”. Con foto también de Sol. ABC: “No a la amnistía”, con un collage de 7 fotos como los 7 trozos en los que el sanchismo va a romper España. Solo les falta sacar el poster desplegable. Telemadrid directamente interrumpió su programación habitual, “Madrileños por el mundo”, para conectar en directo con el acto del PP en la Puerta del Sol. La instrumentalización de la televisión pública en Madrid, que no conoce límites.

Más allá de toda esta euforia con las movilizaciones de ayer y de estos últimos días, los creadores del argumentario de la derecha se están empleando a fondo en las televisiones para intentar instalar la idea (un poco difícil, a la vista de los hechos) de que la gente que está en la calle protestando no es de extrema derecha, sino el español medio sin adscripción política, encarnación de la mayoría social. María Claver en Telecinco: “no son la ultraderecha”. Parece que Claver no ha visto los vídeos que hemos visto todos estos días... O sí los ha visto, pero le da igual, claro. La realidad respondiendo a María Claver desde Ferraz: “Que quede claro que somos franquistas, porque fue la mejor época que ha habido en España; y, si no lo haces valer eso, eres un maricón”. Pues esto es lo que tiene haber alimentado durante años desde los platós una agenda ultra en las bases sociales de la derecha española: ahora, hasta María Claver les parece una progre.

¿Y qué está diciendo la derecha mediática sobre el pacto del PSOE con Junts? Ahí viene el llanto. Nada imprevisible: es un golpe de Estado, la puerta a la tiranía comunista, la ruptura de España y el apocalipsis rojo y etarra. Ah, y malísimo para la economía. Una pequeña muestra: Antena3: “Los empresarios denuncian el pacto del PSOE con Junts: “las empresas no volverán””. Oooooh, qué lástima las empresas... ¡Se van a ir y esto va a ser como Cuba! ¡No les basta con romper España, encima nos traen la miseria estos comunistas! Un rosario y tres padrenuestros por los empresarios exiliados por la tiranía sanchista.

La Razón: “El sanchismo desarma la democracia de todos". “Los españoles de bien estamos llamados a la movilización contra el atropello y la indignidad. Sin resignación ni rendición. La democracia prevalecerá frente a los que la venden por 30 monedas de plata o siete diputados”. El Mundo: “El PSOE consagra la España de segunda. Sánchez cierra un plan que quiebra la igualdad entre ciudadanos y territorios”. A continuación, El Mundo habla de competencias cedidas a Cataluña y Euskadi como resultado de los pactos con PNV y Junts. Parece que se les han olvidado todas las competencias que Aznar cedió a Pujol a cambio de sus votos para ser investido presidente... Bueno, o lo mismo de antes: se acuerdan perfectamente, pero les da igual, porque esto no es información, son argumentarios. Lo recordaba alguien estos días en Tiktok con un corte un mítico programa, las Noticias del Guiñol, en el que Pujol le hacía tragarse a Aznar como a un bebé unas cuantas concesiones en forma de cucharadas de papilla.

¡Pues claro que Aznar cedió competencias a CiU! ¿Y qué? Aquí se puede ceder competencias e indultar a quien haga falta a cambio de una investidura, siempre y cuando sea la derecha quien lo haga, claro.

ABC: “El PSOE rompe con su historia y acepta el relato independentista catalán”. Y atención al editorial de ABC: “El PSOE abandona la Transición. Esta operación no sería posible sin el concurso de 122 diputados y de un entramado mediático dispuesto a legitimar todos los excesos del Partido Socialista”.

“El PSOE se puede permitir la amnistía porque tiene poder mediático”, escribía Raúl Solís el otro día en Diario Red. Hay un “entramado mediático dispuesto a legitimar todos los excesos del partido socialista”, dice el editorial del ABC, que sitúa ahí la clave de la viabilidad política de la amnistía y la investidura.

Y el “entramado mediático dispuesto a legitimar todos los excesos del partido socialista”, ¿qué dice de todo esto?

Por una parte, lógicamente defiende con todo tipo de argumentos la amnistía pactada por Sánchez con ERC y Junts. Digo “lógicamente” porque es lo que les toca ahora, claro, pero no hay que olvidar que ellos mismos se pasaron años diciendo que España era “una democracia plena” y censurando a quien dijera lo contrario, diciendo “Puigdemont a prisión” e incluso prometiendo encarcelarlo como hizo Sánchez en aquel debate electoral, apoyando al PP cuando aplicó el 155, diciendo que en España la judicatura es independiente y neutral cuando decir eso servía para atacar al ministerio de Igualdad... Y claro, después de haber reforzado todos esos marcos de la derecha durante años, pues ahora se le ve un poquito el plumero a todo, ¿no? Ahora Angels Barceló en la SER ya habla de “derecha judicial” y señala a jueces como García-Castellón, y hay que escuchar a Angelica Rubio en Al Rojo Vivo: “¡esos okupas del CGPJ que están okupando ilegítimamente un puesto incumpliendo la Constitución, el brazo armado del PP, han hecho lawfare!”.

Y habrá quien imagine que, ahora que ya hablan de “lawfare” y de “derecha judicial”, la progresía mediática señalará también a la derecha mediática y su papel en todo este clima golpista ¿no?

Tal y como señalaba Diario Red este lunes, El País desgranaba en su editorial del domingo una serie de factores por los que a su juicio hemos llegado al actual clima golpista, pero no nombra en ningún momento a la derecha mediática. Y eso que, como hemos visto antes, el ABC sí lo hace y habla del “entramado mediático” afín al PSOE. Pero nada; están dispuestos a normalizar el concepto de lawfare, todavía no el de mediafare. Va progresando la progresía, pero todavía no ha llegado a tanto.

Este texto es una adaptación del análisis de Manu Levin en La Base, puedes ver el episodio completo aquí:

Nada de esto sería posible sin suscriptores